Oportunidades para invertir en franquicia

Franquicias

La revista Emprendedores ha realizado un completo análisis sobre las mejores oportunidades para invertir y crear una franquicia.

Además de las oportunidades, han analizado la situación y las tendencias de cada sector: moda, hostelería, servicios a empresas, etc.

Aquí podrás encontrar el análisis “especial franquicias” del mes de noviembre de la revista.

Franquiciador

Franquicias

Obligaciones del franquiciador

1. Ser propietario o tener los derechos legales de uso, del nombre comercial, marca y otros elementos distintivos de identificación, así como la obligación de permitir al franquiciado el uso de tales derechos de propiedad industrial o intelectual.

2. Haber explotado con éxito un concepto de negocio, durante un período de tiempo razonable, y como mínimo una unidad piloto antes de poner en marcha la red de franquicia. El éxito del centro piloto es el que sirve de prueba y da todo su valor a la marca creada por el franquiciador; se convierte en sello de garantía para cada franquiciado (fuente: Guía de la Franquicia, 1988; pág. 124).

3. Poner a disposición del franquiciado los productos objeto de la franquicia.

4. Otorgar formación y asistencia técnica continuada (durante toda la vigencia del contrato) al franquiciado. Aquí podemos distinguir entre:

a. Formación y asistencia previa: ofrecida antes del lanzamiento de una franquicia, que puede concretarse mediante la entrega de manuales operativos o de funcionamiento (Guía de la franquicia). En el apartado tercero se desarrolla este punto como “información necesaria”.

b. Asistencia y formación previa y permanente: se realiza a través de seminarios o cursos que permiten una circulación de información y que desarrolla entre los franquiciados un sentimiento de pertenencia a la red, estimulando el buen funcionamiento del sistema.

5. Controlar la calidad de los productos ofrecidos.

6. Respetar las cláusulas de exclusividad establecidas

 

Franquiciado

Franquicias

Obligaciones del franquiciado

1. Tiene la obligación del pago de un canon y los royalties. El canon de entrada puede oscilar entre 500.000 y 15.000.000 ptas., según la franquicia.

2. Vender exclusivamente los productos que cumplan los requisitos ofrecidos por el franquiciador, y si fuera imposible establecer estos requisitos tendrá que vender exclusivamente los productos fabricados por el franquiciador o por terceros que éste designe.

3. No desempeñar ni directa ni indirectamente un comercio similar en un territorio en el que se pueda competir con alguno de los miembros de la red franquiciada.

4. Proteger el Know-How del franquiciador y no utilizarlo para algo distinto a la explotación de la franquicia, al igual que no divulgarlo a terceros.

5. Informar al franquiciador de cualquier infracción de los derechos de propiedad industrial o intelectual del franquiciador.

6. Asistir a los cursos de formación del franquiciador y hacer asistir a sus empleados.

7. Lograr una facturación mínima.

8. Planificar de antemano sus pedidos y mantener unas existencias mínimas.

9. Abonar una cantidad determinada para las campañas publicitarias emprendidas por el franquiciador.

10. Cumplir las normas relativas a instalaciones y aspecto del local.

11. No cambiar la localización de las instalaciones sin consentimiento del franquiciador.

12. Respetar una de las claúsulas que se establece en el contrato referida a a la imposibilidad de cesión del negocio, así como los derechos y deberes que se derivan del mismo sin previo consentimiento de la empresa franquiciadora.



Haz una franquicia de tu empresa

Franquicias

Los principales criterios que indican que tu empresa puede convertirse en una franquicia son que la marca ya sea reconocida, que tu negocio sea original y capaz de ser reproducido, que sea rentable y que tenga un gran futuro por delante.

Si has llegado a este punto en tu negocio, quizás te interese desarrollar una franquicia y convertirte en una empresa franquiciadora. Para ello tienes que recoger toda tu experiencia y tus conocimientos para aportar a tus nuevos socios.

Tienes que tener muy claro cómo será el crecimiento de la cadena, tiene que estar todo planificado, y por escrito.

Debes tener un package: un paquete de recomendaciones que ofrecer al franquiciado, así como un manual práctico de la franquicia. La empresa franquiciadora también debe crear el perfil de franquiciado al que quiere ceder su negocio, poner los requisitos que crea necesarios, y que estos queden redactados en el contrato.
La mayor responsabilidad de la empresa franquiciadora es la de asegurar la viabilidad de la empresa, ya que la que ofrece la fórmula de éxito, la responsabilidad está en sus manos.

Los beneficios que obtiene la empresa franquiciadora de este tipo de contrato son una expansión rápida de su negocio, con un menor desembolso. Un aumento de facturación, reducción del riesgo comercial, refuerzo de la marca o imagen, reducción de mandos intermedios, economía de escala en fabricación, etc. Pero también tiene inconvenientes: no tiene control directo sobre las decisiones a nivel local. No puede mandar ni imponer, el contrato de franquicia es un contrato de colaboración.

El beneficio por unidad es más bajo que si el negocio fuera propio. Y por último, debe ceder el know-how al franquiciado, su idea de éxito será compartida por todos los que deseen abrir una franquicia de su negocio. Existe también un Registro General de Franquiciadores, dependiente del Ministerio de Economía, que tiene ámbito nacional y tienen la obligación de inscribir-se, con carácter previo al inicio de la actividad franquiciadora, las empresas o personas que pretendan desarrollar esta actividad.

Sus funciones son las de inscribir a las empresas franquiciadoras, actualizar periódicamente la relación de las franquicias inscritas y de los establecimientos franquiciados, elaborar estadísticas, dar acceso a la información registral a los órganos
de las Comunidades Autónomas que lo requieran y suministrar a las personas interesadas la información de carácter público que se solicite. La modificación introducida por el Real Decreto 419/20062 incorpora una mayor información cualitativa al Registro.

El nuevo Registro conseguirá disponer de un censo actualizado de estas empresas. Además, se estipulan sanciones por el incumplimiento de la obligación de inscripción, que se mueven entre los 3.000 y los 15.000 euros.

Componentes del contrato

Franquicias

·El preámbulo y el objetivo del contrato: el objetivo del acuerdo de franquicia es la transmisión, que la empresa franquiciadora hace al franquiciado, de una unidad patrimonial organizada, con sus elementos materiales e inmateriales. En el preámbulo especifica la independencia de las partes, el franquiciado y la empresa franquiciadora son empresas jurídicamente independientes.

·El uso de la marca, enseña y exclusividad territorial: esta parte regula las medidas de protección de la marca, del uso del logotipo y el área geográfica sobre la que tienen exclusividad tanto la empresa franquiciadora como el franquiciado. Se trata de el agotamiento de la propiedad intelectual de la empresa franquiciadora. El nuevo Real Decreto 419/20061 se refiere a una presentación uniforme de los locales o medios de transporte objeto del contrato.

· Transmisión del know-how: parte esencial del contrato de franquicia. Este saber hacer deberá ser sustancial y singular, y con una serie de conocimientos técnicos y prácticos no patentados, derivados de la experiencia de la empresa franquiciadora y verificados por ésta. Estos conocimientos no deben ser generalmente conocidos o fácilmente accesibles.

·Una parte en la que se especifiquen las obligaciones de ambas partes, tanto previas como posteriores a la apertura: así, la empresa franquiciadora tiene la obligación de ofrecer al franquiciado la formación adecuada, el plan financiero de la empresa, la decoración del local y asistencia técnica permanente. El franquiciado tiene la obligación de obtener los permisos y la financiación necesarios y vender solamente los productos de la franquicia.

·Se debe especificar muy bien la duración del contrato y las condiciones para la renovación.

· Las cláusulas del contrato, a establecer por ambas partes. Entre ellas se encuentran:
– La cláusula de asistencia mediante la cual la empresa franquiciadora se obliga a ofrecer un estudio de mercado, formación, publicidad, etc.

– La cláusula de control que impone al franquiciado unas reglas que debe respetar en cuanto al modo de llevar el negocio (locales, productos, sistema de ventas, etc.),

 

El contrato

Franquicias

El contrato de franquicia no es sólo un acuerdo de cesión de la marca, sino que incluye muchos más puntos que deben ser cumplidos por ambas partes, el franquiciado y el franquiciador. El contrato de franquicia se compone de diferentes contratos que perfilan los diferentes elementos que  componen esta asociación de intereses, que son el contrato de licencia de marca, el contrato de licencia de know-how, el contrato de abastecimiento, el contrato de concesión y el contrato de prestaciones. No hay un contrato tipo, cada relación de franquicia crea sus propios acuerdos.

El contrato de franquicia es de mutuo acuerdo y beneficia a ambas partes por igual, pero se recomienda que no se deje nada al arbitrio, que quede todo escrito en el contrato muy explícitamente. Este debe ser largo, completo, específico, detallado, definitorio, claro y insistente.

Componentes de el contrato.

INCONVENIENTES

Franquicias

  • Hay que invertir en la creación de todos los aspectos del package de franquicia: imagen, precio, producto, etc
  • El bajo rendimiento de otros puntos de venta de la red de franquicias puede afectar al nuestro negocio.
  • El sistema de franquicias limita en gran medida la capacidad del franquiciado de tomar decisiones sobre su propio negocio, cualquier innovación o particularidad que quiera incluir en el negocio está rechazada de antemano.
  • El éxito del franquiciado va ligado al de la empresa franquiciadora, todo el trabajo será en beneficio de la marca global, no de cada empresario.

VENTAJAS

Franquicias

  • El negocio está probado y cuenta con experiencia,
  • Con la franquicia adquiere la clave del éxito de un negocio,
  • Se cuenta en todo momento con asistencia técnica y un seguimiento del
    funcionamiento del negocio. Además se recibe una formación inicial,
  • La uniformidad dentro de la línea de franquicias concede seguridad. Una misma imagen en la oferta de productos o servicios garantiza la tranquilidad del consumidor,
  • Proporciona un notable crecimiento con gran economía de medios, debido al mínimo  coste de expansión.
  • Proporciona una información fidedigna de las necesidades del mercado.
  • Se consigue un mayor control de la secuencia compra / producción / ventas, y unas condiciones de compra más favorables.
  • Se dispone de una amplia campaña de publicidad, al ser la misma para toda la
    cadena.

 

Tipos de franquicia

Franquicias

Hay diferentes tipos de franquicias, que se pueden clasificar según sus funciones

principales.

  • Las franquicias de distribución: el franquiciado hace de distribuidor a minoristas de una serie de productos de marca, como por ejemplo: Prenatal, Amichi,…

  • La franquicia de producción: en la que la empresa franquiciadora es la propietaria de la marca y los productos y el franquiciado tiene un contrato para venderlos, caso de los Levis Center, Lizarran, ..

  • Las franquicias de servicios: las más utilizadas. La empresa franquiciadora cede el derecho a utilizar una fórmula de servicio, con un nombre ya acreditado, es el caso de Bocatta, Pans & Company o New Park.
  • El córner de franquicia es una idea reciente, que consiste en reservar un lugar físico dentro del negocio para poner un producto o servicio franquiciado. Sería el caso de Paellador o Crujicoques en muchos bares de comidas.

Todos estos tipos de franquicias están regulados como tales, y no deben confundirse con otras formas de colaboración empresarial como podrían ser los grandes almacenes, los hipermercados, las agrupaciones de mayoristas o minoristas, las sucursales, los centros comerciales o las centrales de compra.
El nuevo Real Decreto 419/2006, que regula el contrato de franquicia, distingue las
siguientes relaciones jurídicas, indicando que no tendrán consideración de franquicia:

  • El contrato de franquicia industrial
  • El contrato de licencia de marca
  • El contrato de transferencia de tecnología
  • La cesión de la utilización de una enseña o rótulo comercial.